Una ciudad que crece

Poza Rica, Ver.- Las casas de madera que persisten en la ciudad lucen desoladas, recuerdo entrañable de la época dorada de Poza Rica, el centro de población más representativo y de mayor importancia en la zona norte del estado de Veracruz desde aquellos años, la cual ha sido la cuna para muchos célebres personajes y el abrigo para quienes han adoptado a la urbe petrolera desde su fundación en 1932.

La colonia Americana y La Obrera fueron las primeras en establecerse en la recién conformada Poza Rica; la primera estuvo ubicada en lo que ahora es el interior del campo de Pemex y la segunda servía de residencia para los mandos medios de la compañía El Águila, la cual fue trazada al estilo americano por el ingeniero CharlesWittig Paoli.

Después fue creada la colonia Laredo, pues en ella vivían obreros provenientes de Laredo, Texas los que secundarían el crecimiento de esta naciente ciudad, señaló el historiador José Luis Rodríguez Badillo.

Las primeras casas en esta zona eran de madera y elaboradas con la técnica de machimbre (macho y hembra) para que el polvo no entrara al interior y además eran forradas por dentro y tenían puesto azulejos y contaban con energía eléctrica, teléfono y gas, todo esto dotado por la compañía petrolera.

Tiempo después de la expropiación petrolera llegaron varios beneficios para la modernización, como cuando en 1947 se comenzaron a realizar por parte de Petróleos Mexicanos como la construcción del mercado, así como el edificio sindical, la cooperativa y el teatro social de la sección 30, lo que dio nombre a la actual colonia Obras Sociales.

Fue a finales de los 70´s cuando el comercio se apoderó totalmente de esta zona, especialmente de la colonia Obrera la que se convirtió a la zona en la de mayor movimiento de mercancías, donde recibe hasta la fecha a importantes visitantes de la región.

 

Por PAULO RUIZ VARGAS
Foto: Ignacio Rivera Espinosa

Comments

comments

Acceso a La Opinión Digital


Recuperar contraseña