Sin ventas agonizan los artesanos de la Ciudad de México

Compartir en:

Ciudad de México.- En México hay poco más de un millón de artesanos, quienes están en una situación crítica por la pandemia de Covid-19, a tal grado que hay días en los que no logran ni una sola venta.

El sector de las artesanías es muy importante para la economía nacional, pues de acuerdo con la “Cuenta Satélite de la Cultura de México 2018. Año base 2013”, el sector cultura registró 702 mil 132 millones de pesos; es decir, 3.2% del PIB del país.
De todo el PIB Cultural, el primer sector con mayor participación fue el de los “Medios audiovisuales” (que agrupa la difusión y las industrias de cine, radio, televisión, filmes, videojuegos) con 36.8% y, en segundo lugar, estuvieron las artesanías con 18.8%, por encima de lo aportado por la Música y los conciertos (1.1%) o las artes escénicas y espectáculos (5.5%).

Sin embargo, esas cifras corresponden a otra realidad porque este año la emergencia sanitaria hizo que los artesanos detuvieran sus ventas cerca de cinco meses y ahora, en medio de deudas, enfrentan una reactivación complicada por las pocas ventas y la falta de apoyo por parte del gobierno, expresan artesanos de diferentes puntos de la Ciudad de México.

Un mercado emblemático

Un espacio representativo para este tipo de comercio es el Mercado de las Artesanías La Ciudadela, con poco más de 50 años. Está conformado por 350 locales que ofertan textiles, cerámica, juguetería, joyería y orfebrería, por mencionar algunos.

El mercado se caracterizaba por tener pasillos llenos de gente, principalmente extranjeros, pero hoy la situación es diferente, los locales están abiertos y la ausencia de compradores es notable. “La situación está muy mal. Dejamos de trabajar por cinco meses y apenas hace un mes pudimos reabrir los locales, el problema es que no hay gente, pero ya estamos aquí para esperar al turista, porque nosotros vivimos de ellos”, comparte Candelaria, quien desde hace 28 años trabaja en un local de figurillas de barro.

Señala que previo a la pandemia realizaba entre 15 y 20 ventas diarias: “Ahora no, si bien me va, hago dos o tres. Todo está muy muerto. Toda mi vida ha sido en el mercado y nunca habíamos vivido algo similar”.

Una historia similar a la de Candelaria es narrada por Silvia Barrientos, quien trabaja en “Tejidos típicos”, negocio familiar que inauguró su padre hace 45 años y donde se ofertan jorongos, tapetes, manteles, sarapes, rebozos y sombreros.

El local de la familia Barrientos es amplio, desde lejos se aprecia la oferta de los textiles que son elaborados en un taller en Tlaxcala. Silvia dice que “hay días en los que nos podemos ir en ceros, sin ninguna venta”, pero además enfrena otro problema relacionado con la materia prima de sus productos.

“En Tlaxcala tenemos un problema: hay fábricas de hilos que cerraron porque no siguieron los lineamientos. Desde marzo ya no tejimos nada, ya no se tejió, se trabaja con lo que tenemos en inventario. Trajimos lo que estaba en bodega y es con lo que hemos estado trabajando. Tenemos mercancía, pero tenemos que ir pensando para final de año, espero que se controle la situación”, expresa Silvia.

Publicado por eluniversal.com.mx


Twitter – @laopinionpr
Facebook – @LaOpiniónPozaRica
Youtube – La Opinión Poza Rica

¿Reporte y denuncia?

Si cuentas con imágenes o video que exhiban maltrato, abuso de autoridad, corrupción o cualquier acción inhumana. ¡Por favor, háznoslo saber!

– WhatsApp: (782) 219-94-02 <<< ¡clíck aquí!
– Por e-mail: denuncias@laopinion.net <<< ¡clíck aquí!


La imagen tiene un atributo ALT vacío; su nombre de archivo es Digital.png
La imagen tiene un atributo ALT vacío; su nombre de archivo es Coronavirus-Ok2.png

Compartir en:
error: Content is protected !!