Sepultan a Pemex

¡Comparte esta nota!

Poza Rica, Ver.- Hace algunos días la Auditoría Superior de la Federación puso en evidencia los malos manejos de los recursos de la empresa productiva del estado, Petróleos Mexicanos, y de acuerdo al último reporte emitido por la ASF, PEMEX está en quiebra técnica, hecho que es por demás preocupante a nivel nacional y regional.

PEMEX A LA BAJA

En relación al cierre del 2019, PEMEX reportó una caída de 16.5% en sus ingresos totales, que ascendieron a 1,403 billones de pesos. La disminución de los ingresos totales fue provocada por una caída de 20% en las ventas nacionales, explicada por una baja en los precios de las gasolinas y diésel.

Indiscutiblemente se tiene que decir que la producción petrolera cayó de 1,.813 a 1,.678 millones de barriles diarios. La elaboración de petrolíferos se redujo de 740,600 a 726,000 barriles diarios, la de gasolinas de 207,100 a 203,500 barriles diarios y el proceso de crudo bajó 3.2% a 592,009 barriles por día.

RESEÑA HISTÓRICA

Después de casi un siglo en esta región, antes de que Poza Rica fuera ciudad próspera, aún cuando estaba en el vientre de Coatzintla, se producían más de 500 mil litros de barriles diarios a través de la empresa Oil Fields México Company, era uno de los primeros esplendores de la región, sin embargo, esto duró solo una década, a finales de los años 20, la producción disminuyó casi un 90% y solamente se producían cien mil barriles por día.

Impensado era que estas cifras, tras 100 años y en pleno Siglo XXI, seguirían siendo soberbias, porque ahora la producción ronda entre los 23 mil barriles netos y 70 mil barriles diarios mezclado, inclusive en el último suspiro de PEMEX en la primera década del siglo, se producían cerca de 70 mil.

También la producción de la década de los 20 en el siglo pasado no se compara con ninguna de ahora, solo se le acerca la producción de los gloriosos años dorados pozarricenses a mediados del Siglo XX, cuando Poza Rica producía casi el 65% del crudo en el país, ¡qué época!, y también se asemejan esas cifras pomposas del Oasis Petrolero de la primera década del nuevo milenio.

Quizá la comparación anterior es escalofriante, porque a un siglo de distancia, Poza Rica está hundida en la miseria económica, de la cual parece no tener escapatoria, aunado a que la pandemia del SARS-COV-2 vino a poner otro clavo al ataúd de esta ciudad petrolera. Poza Rica es una de las ciudades petroleras en todo el país que más ha sufrido los daños provocados por un mal manejo de los proyectos de los directivos de Petróleos Mexicanos, anteriores y actuales, que al parecer lo único que quieren es acabar con Poza Rica.

Mientras que no hace no muchos años en los jardines petroleros las bimbas no dejaban de extraer el néctar petrolero de esta región, era incansable su vaivén entre la tierra y el pico más alto de estas, una relación única, incomparable, ambiciosa, era el Oasis Petrolero que los gobiernos panistas habían prometido y traído a esta tierra de gente buena, emprendedora y dicharachera, un espejismo que simplemente haría más lujuriosa la muerte económica de la región.

EL OASIS PETROLERO Y LA CAÍDA LABORAL

Pasadito del inicio del nuevo milenio, por allá del 2004, iniciaría la “Estafa Maestra”, la “Peccata Minuta del Siglo XXI”, la promesa de explotar el Paleocanal de Chicontepec, de renacer la otrora boyante economía norveracruzana. Una de estas promesas era explorar y perforar 2,709 pozos, pero todo fue una farsa, un fiasco, del que solo unos cuantos se beneficiaron.

En esa época, Petróleos Mexicano organizó un show mediático en esta región, convocó a empresarios, líderes sindicales e inversionistas a que le apostaran a Poza Rica, los conminó a comprar, pedir préstamos, invertir en bienes inmuebles, porque la época dorada había llegado de nuevo. El paleocanal de Chicontepec sería el gran detonante económico y petrolero que la región esperaba.

Creídos en que se asentaban las bases para poder recuperar las inversiones a corto plazo, en que el proyecto realmente duraría mínimo unos 15 años, o más de 20, como se tenía previsto, todos le apostaron al mensaje sin fondos, como un cheque en blanco, que PEMEX vendió, lamentablemente la historia sería diferente.

Los primeros años, entre 2006 y 2011 fueron prominentes, overoles rojos, azules, amarillos y kaki era muy común observarlos por todos lados, era una señal, al menos de trabajo,  prosperidad y de repunte económico. Se veía que había circulante en la ciudad, los comercios estaban llenos, los restaurantes, las cantinas, los prostíbulos, los hoteles, casas habitación a reventar. Pero nadie ahorró, pensaron que iba a ser eterno, cuando la cruda realidad los alcanzó, todo cambió.

Pero al llegar el 2013 la historia cambió, el panorama se ensombreció, los tambores de despido sonaban a lo lejos, la incertidumbre y preocupación tocaba cada una de las puertas de las grandes empresas: Halliburton, Schlumberger, Vordcab, Weatherford, quienes poco a poco comenzaban a despedir gente, Petróleos Mexicanos no les pagaba, era ya difícil mantener a los trabajadores.

En el 2014 el precio del petróleo se desplomó, era evidente que una tormenta arrasaría con Poza Rica, en el 2015 PEMEX anunció un recorte por más de 20 mil millones de pesos, era la estaca que se enterraría en el corazón de miles de familias pozarricenses y de la región, la que desangraría a cientos de comercios, ilusiones y enterraría la esperanza de los inversionistas, que jamás se podrían recuperar.

Las oficinas de la Procuraduría Federal de la Defensa del Trabajo, la Junta Especial Número 3, la Local de Conciliación y Arbitraje poco a poco se comenzaron a llenar, las protestas iban subiendo de tono, los despidos injustificados también, la desesperación hacía presa a los futuros desempleados endeudados, sin un panorama claro de lo que pasaría con su futuro. En fin, fueron más de 20 mil desempleados.

IMPRESIONES DE DIRIGENTES

Para el secretario general de la Sección Número 30, José Juan Soni Solís, Petróleos Mexicanos debe de invertir en esta región, esa es la única solución para poder salir de la crisis que atraviesa toda la región, sin embargo, expuso que de momento no hay un panorama claro, a pesar de que en este distrito petrolero se cuenta con el capital humano e infraestructura correspondiente.

Al tiempo de cuestionarlo sobre el programa de reactivación de campos maduros, indicó que este fue presentado en el 2019 y sigue vigente, pero como es de todos sabido, la pandemia provocó movimientos en la economía, cuyos efectos aún se sienten, lo que trajo cambios estratégicos para poder sortear este episodio.

Asimismo, dijo que a varios años del cierre de la Petroquímica Escolín y de la caída del ATG, afirmó que a través de la aplicación en la zona del programa “Oportunidades de Inversión en Campos Maduros”, permitiría retomar la producción en esta zona, que está demostrado que posee cuantiosas reservas, que sin embargo, son del tipo de yacimiento no convencionales, que requieren técnicas diferentes de extracción.

Cabe mencionar que actualmente entre el número de activos y jubilados petroleros, se podría decir que la economía de Poza Rica depende en gran medida de este gremio, por los ingresos que generan, pero ante la falta de inversión de la empresa productiva del estado, que todo desvía para otras zonas del país, es casi inútil poder salir de la crisis que actualmente se vive, aunado a la pandemia.

Por su parte, el presidente de la Cámara Nacional de Comercio de Poza Rica, Francisco Javier López Gómez, indicó que PEMEX está endeudado, tal como lo reveló la Auditoría Superior de la Federación el pasado 23 de febrero, hay déficit al interior de la empresa y no superávit, entonces difícilmente un ente empresarial puede sobrevivir y se podría percibir que PEMEX está al borde la quiebra.

Al momento de cuestionarlo sobre las opciones que él como empresario vislumbraría para la zona, dijo: “Es urgente un corredor industrial, aquí no existe, para que compensara la falta de inversión de PEMEX, la cual golpea a todos”.

De igual forma, lamentó que no se puede sostener una empresa que no da dividendos ni utilidades, será insostenible, como es el caso de PEMEX. “Le apuestan a refinerías que se supone están al 30%, 35% de capacidad operando, es para que estuvieran al 100%, hay incongruencia, pero a Poza Rica lo aislan”.

Finalmente dijo que se necesita una mayor infraestructura y facilidades para que se haga un corredor industrial, a instalarse industrias que no sean de PEMEX, como es el turismo, y a pesar de la pandemia ya se tiene que trabajar en estos aspectos, indicó el dirigente de la CANACO.

Lamentablemente la producción de PEMEX cayó, la falta de inversión también es nula, entonces eso ha permitido que Poza Rica y la región se encuentren sumergidos en una crisis que no tiene fin. Los corredores de las grandes empresas que estaban establecidas en la carretera a Palma Sola de Coatzintla lucen desolados, lo mismo ocurre allá por los Kilómetros, en Tihuatlán, en donde había decenas de empresas, ahora solo queda el recuerdo.

Por Ángel Scagno Castillo

Fotos Carolina Bonilla Segura


Twitter – @laopinionpr
Facebook – @LaOpiniónPozaRica
Youtube – La Opinión Poza Rica
¿Reporte y denuncia?
Si cuentas con imágenes o video que exhiban maltrato, abuso de autoridad, corrupción o cualquier acción inhumana. ¡Por favor, háznoslo saber!
– WhatsApp: (782) 219-94-02 <<< ¡clíck aquí!
– Por e-mail: denuncias@laopinion.net <<< ¡clíck aquí!

La imagen tiene un atributo ALT vacío; su nombre de archivo es Digital.png
La imagen tiene un atributo ALT vacío; su nombre de archivo es Coronavirus-Ok2.png

¡Comparte esta nota!
error: Content is protected !!

Notice: ob_end_flush(): failed to send buffer of zlib output compression (1) in /home2/laopinio/public_html/wp-includes/functions.php on line 5107

Notice: ob_end_flush(): failed to send buffer of zlib output compression (1) in /home2/laopinio/public_html/wp-includes/functions.php on line 5107