Pemex quiere cambiar la historia en refinación

Aunque tres de las seis refinerías del país “están de puente” y operativamente los números de Pemex Transformación Industrial (TRI), son los peores de la historia, en los resultados financieros la historia es distinta.

La nueva estructura de costos de la gasolina en la que se le reconocen a Pemex los gastos logísticos, y el proceso de liberalización de los precios del combustible hicieron que los ingresos de Pemex TRI, que incluye la refinación, crecieran 31 por ciento al cierre de septiembre de 2017.

En los primeros nueve meses del año los ingresos de la subsidiaria sumaron 725 mil 868 millones de pesos desde los 549 mil 944 millones de pesos de enero-septiembre de 2016.

Estos mayores recursos ayudaron a que la subsidiaria de Pemex redujera su pérdida neta casi en 70 por ciento a una de 37 mil 225 millones de pesos en el periodo, pues en los primeros nueve meses de 2016 la unidad reportó pérdidas por 118 mil 840 millones de pesos.

Para Ramsés Pech, analista del sector en Caraiva y Asociados, esto se debió al reconocimiento de los costos de transporte y logística así como a las pérdidas por robos hechas a Pemex TRI y al incremento en el precio de la gasolina este año.

“En el primer trimestre se reflejó que la gasolina y el diésel cerraron en 14.42 pesos en diciembre, entonces cuando lo suben a 15.60 pesos, le da un importante incremento que todavía ayuda en el acumulado que vimos ahora para septiembre”.

“Además, anteriormente no le reconocían los costos por las tomas clandestinas, ahora en la resolución de la CRE le reconocen estas pérdidas”, señaló Pech.

En días previos, el secretario de Energía, Pedro Joaquín Coldwell, defendió esta variable como uno de los mayores aportes de la reforma ante la Cámara de Diputados. “Pemex ahora puede reconocer, gracias al nuevo mercado de gasolinas y a la política de flexibilización, los costos logísticos regionales en los precios de las gasolinas”.

“Antes se los comía Pemex y eran pérdidas cuantiosas. Una parte de las pérdidas que vienen de las refinerías eran por eso, ahora Pemex está reconociendo esos costos”, declaró el martes.

Carlos Murrieta Cummings, director general de Pemex TRI, explicó que esto se debe a mayores márgenes de refinación, es decir a cuánto se gana por barril de crudo procesado. “Este año 2017, es el del mayor margen, es decir cuantos dólares por barril de crudo procesado ganamos, el más grande desde 2007”.

“Es básicamente por el ajuste y la operación que hemos hecho, la preocupación no es volumétrica sino de creación de valor”, dijo Murrieta.

Al preguntarle sobre la declaración del director de Pemex, José Antonio González Anaya en la Cámara de Diputados respecto a que el foco de Pemex no debe ser procesar más petróleo, Murrieta dijo que la preocupación no se enfoca en el nivel de proceso de crudo, sino al margen y la utilidad.

 

 

 

EL FINANCIERO

nlx

Comments

comments