Pelean tierras ejidales

Tihuatlan, Ver.- Integrantes del denominado Grupo de Liberación Veracruzana, conformado por familias que fueron desalojadas del predio Chichicoaxtla, demandaron una vez más que se haga justicia y se proceda a la restitución de sus tierras.

Se trata de 600 de las mil 380 hectáreas de tierras que conforman dicho predio, que el grupo de campesinos las trabajó desde 1987, es decir, durante casi 30 años, hasta que el pasado 26 de enero fueron desalojados por militantes de Movimiento Nacional de los 400 Pueblos, indicó Juan Pérez Cayetano, vocero del grupo desplazado.

Anotó que tras el violento desalojo se interpusieron 55 denuncias por las cuales se abrieron 11 carpetas de investigación, mismas que posteriormente quedaron acumuladas en el expediente 173/2017, iniciada en la fiscalía de esta villa.

Agregó que, a casi once meses de esos hechos, las familias desalojadas se desplazaron hacia el municipio de Álamo, donde durante todo ese tiempo han sobrevivido en una improvisado campamento.

“Los niños, las mujeres y nuestros ancianos son los que más padecen por esta situación. Ahí están expuestos al tremendo frío y ya muchos se han enfermado. Lo que pedimos a las autoridades es que se agilice la procuración de justicia y que se nos devuelva nuestro patrimonio”, enfatizó.

“Somos gente que necesitamos de nuestras tierras, hemos tenido que hacer boteos para sobrevivir, somos 160 familias, aunque fuera la mitad del predio, que son 800 hectáreas, nos deberían restituir”, señaló Pérez Cayetano.

Comments

comments