Militares toman control de seguridad de Cancún

Luego de que un grupo de policías municipales de Cancún se atrincheraron en el patio de las oficinas centrales de la corporación y sacaron del inmueble al encargado de despacho de la Secretaría Municipal de Seguridad Pública, Jesús Pérez Abarca, el Gobierno del Estado, la Policía Federal, el Ejército y la Marina, tomaron el control de la seguridad en la ciudad y la zona turística.

Los policías, que al cierre de esta edición se mantenían en paro, aseguraron que exigen mejores prestaciones laborales y la destitución de Pérez Abarca, a quien insultaron y llamaron “corrupto” mientras lo escoltaban fuera de la dependencia. Por su parte, las autoridades señalaron que se trata de un conflicto laboral derivado de cambios profundos realizados en materia de disciplina, evaluación de confianza, operación y reubicación sectorial.

La Secretaría Estatal de Seguridad Pública informó que los elementos militares y estatales destacados en el municipio de Benito Juárez (donde se encuentra Cancún) realizarán operativos de vigilancia en la zona durante las próximas semanas.

Además, destacó que la Policía Turística y de Tránsito Municipal se desvincularon del paro de labores, provocado por un conflicto laboral, cumpliendo con sus servicios a la ciudadanía.

La dependencia señaló que “estos hechos solo llevan a un retroceso institucional, teniendo policías sin capacitación y sin compromiso de velar por el bienestar de las y los ciudadanos de Benito Juárez”.

Al respecto, la presidenta municipal de Benito Juárez, Mara Lezama Espinoza, hizo un llamado a los policías a que espeten el Estado de derecho.

La alcaldesa acudió ayer por la tarde a las oficinas centrales de la Secretaría municipal de Seguridad Pública y Tránsito (SMSPyT) a dialogar con los elementos que protestan porque, argumentan, desempeñan su trabajo en condiciones desfavorables.

Lezama Espinosa los invitó a mantenerse en los cauces institucionales, pues “los policías son los primeros que deben respetar la Ley”, expresó.

A su llegada al edificio, la presidenta municipal expresó que llegaba sin escoltas, con toda la disposición de escuchar a los inconformes en un diálogo franco, dentro de las vías institucionales.

“Yo estoy lista para dialogar siempre, mi puerta está abierta, pero lo que sucedió esta mañana no se puede repetir”.

Luego de conversar con los elementos en paro, aseguró que tomó nota de los planteamientos, y reiteró que lo más importante es fortalecer a las instancias de seguridad, en coordinación con el Gobierno.

Frase
“De conformidad a nuestra petición y al acuerdo con Mara Lezama, titular del Ayuntamiento de Cancún, los elementos de la Policia Municipal de Benito Juárez que el día de mañana (hoy), a las 7:00 horas, no se encuentren en sus labores, sufrirán el descuento en sus pagos de nómina”.
Alberto Capella
Secretario de Seguridad Pública de Quintana Roo

24 Horas

Comments

comments