Las geniales ilustraciones del bilbaino ’72 kilos’ nos hacen superarnos

¡Comparte esta nota!

Dice Óscar que no se considera artista, pero no hay otra forma de llamar a alguien que tiene la capacidad de dar en la diana de las emociones humanas, reflejarlas en el papel y conseguir que más de un millón y medio de personas nos sintamos identificadas con ellas.

Humilde como pocos, cuesta creer que sea capaz de crear sus acertadas viñetas en tan solo una hora y media al día, un par de horas como mucho. Tiempo que saca de quitarle horas al sueño, pues durante el día ejerce como creativo publicitario.

Se autoobliga a publicar diariamente, confiesa que le gusta la presión del compromiso de compartir sus dibujos cada día, pero también se enfrenta al vértigo y al estancamiento. No tiene otra fórmula mágica para hacerles frente más que la constancia e ir apuntando todo aquello que le va inspirando en su vida cotidiana.

Su nombre hace referencia al peso que se marcó cuando se propuso el reto perder 20 kilos en un año (paso de estar en 92 kilos a 72) y empezó a compartir sus vivencias con la gente. La aventura creció con otros temas personales como el de vivir una relación a distancia y se dio cuenta que conseguía conectar con sus seguidores, aunque por aquel entonces eran muchos menos.

No es consciente de la magnitud de su número de seguidores actual, de hecho, intenta no pensarlo y tampoco siente la presión de hacer algo que guste a la gente, probablemente en estas dos cosas esté la clave de su éxito. 72 kilos dibuja lo que siente y lo que piensa y tiene el don de decir todo con poco.

Lo que sí se siente es halagado de ayudar a las personas “con un dibujito de 21×21 cm”, como él mismo dice, a darse cuenta de que a todos nos pasan las mismas cosas, de que todos somos humanos y que la vida continúa después del fracaso.

Los dibujos de 72 kilos acostumbran a ser el empujón que necesitabas en ese momento puntual, la reflexión que te llega por casualidad y hace que las cosas de repente tengan sentido o el cambio de actitud que tiene la capacidad de mejorar tu humor, terapeúticos y honestos sin caer en la ñoñería.

Gracias, Óscar por esta dosis diaria que nos ayuda a superarnos, a sonreír y a vivir.

Recientemente, tuvimos la oportunidad de conversar con Óscar “72 kilos”. Aquí la tenéis, os la recomendamos vívamente para conocer mejor a Óscar, destila bondad, sencillez e inteligencia:

Publicado por culturainquieta.com

Twitter – @laopinionpr
Facebook – @LaOpiniónPozaRica
Youtube – La Opinión Poza Rica

¡Comparte esta nota!
error: Content is protected !!