¡La seguridad, cada vez peor!

Compartir en:

Álamo, Ver.- Dos atracos ocurridos en pleno corazón de la ciudad en menos de una semana, uno de ellos con saldo de una persona gravemente lesionada con arma blanca, despertaron una alerta ciudadana ante la creciente ola de inseguridad que priva en la citrópolis y en todo el municipio.

Y es que la noche del viernes, mientras en la avenida Independencia se acababa de realizar el tradicional desfile navideño y en las calles aún había decenas de personas, a sólo una cuadra de distancia, en las inmediaciones de Casa de Cultura, un residente de la localidad Chapopote Núñez fue despojado violentamente de su motocicleta y herido, al parecer en la espalda, de una cuchillada.

Extrañamente, el caso pasó desapercibido en dicha zona, tanto que el agraviado, supuestamente identificado como Juan San Agustín, caminó desde ese punto hasta su domicilio en las cercanías de la caseta de cobro del puente “José López Portillo”, donde fue auxiliado y conducido por medios particulares al hospital general de esta ciudad, de donde posteriormente lo habrían trasladado a un nosocomio de Poza Rica.

Tal suceso fue reportado vía redes sociales aproximadamente a las 21:50 horas, cuando el lesionado cruzó caminando la caseta de peaje con dirección a su domicilio y llamó la atención de alguien o algunos debido a la hemorragia que llevaba.

Más tarde, también vía redes sociales, trascendió que el caso de esa persona supuestamente se relacionaba con el robo de una motocicleta de color negro con amarillo, que al parecer era la misma que le despojaron al herido.

Dos días antes, el miércoles por la mañana, según informó la comandancia municipal, un octogenario de la localidad Mequetla, municipio de Castillo de Teayo, fue atracado por un ladrón en la céntrica calle Ferrocarril, quien tras engatusarlo lo desvió de su camino y le arrebató más de mil pesos en efectivo.

El método del delincuente fue el siguiente: Abordó a su víctima en la citada rúa y le dijo que le debía dinero a su hijo y que se lo enviaría con él (el anciano), luego lo llevó por la avenida Garizurieta hasta la altura del Colegio Progreso donde le comentó que no traía cambio y le preguntó si él traía feria. Esperó a que el agraviado sacara dinero y rápidamente se lo arrebató de las manos para de inmediato huir con rumbo desconocido.

Hay que recordar, además, que un día anterior, el martes por la tarde, un camión refresquero había sido atracado en despoblado, por el rumbo de Raudal Nuevo.

Más noticias AQUÍ

¿Conoces a alguien o tienes fotos y videos de algún acto de posible negligencia, corrupción y abuso de autoridad?
Mándalo al WhatsApp de La Opinión De Poza Rica: 7822199402 o
al correo info@laopinion.net e info@laopinion.com.mx

¡Compártelo! Nuestros periodistas le darán seguimiento.

Compartir en:
error: Content is protected !!