Fomentan práctica del náhuatl

Ante la carencia de textos oficiales en el idioma náhuatl que coadyuven a su práctica, docentes de educación indígena de preescolar y primaria, están elaborando libros artesanales para fomentar la lengua materna, con los cuales las niñas y los niños aprenden a leer, escribir y hablar en su dialecto.

Para los maestros es una situación complicada, porque ellos deben tener un plan de trabajo para que los alumnos practiquen el náhuatl, pero no tienen libros para hacerlo, y entonces ellos mismos tienen que crearlos, dijo el director de Fomento de Desarrollo Social y Humano del ayuntamiento, Roberto Cortez Hernández.

En el marco del recién conmemorado Día de la Lengua Materna en la localidad Lomas de Vinazco, señaló el funcionario, los docentes bilingües de la zona indígena del municipio mostraron sus obras a los asistentes y participantes, y reconocieron las limitantes a que se enfrentan para impulsar el rescate del idioma nativo.

Reconoció que los esfuerzos de dichos docentes son plausibles porque es en la infancia cuando los menores profundizan o pierden el gusto por su lengua materna.

Sin embargo -lamentó-: “Otro problema que incide en la pérdida de la lengua, es que los maestros, aunque son bilingües y tienen raíces indígenas, ellos mismos les hablan en castellano a los niños, y si los niños retornan a sus casas y sus padres les hablan en español, entonces se va perdiendo el idioma”.

“Una de las obligaciones del maestro es que debe fomentar la práctica del náhuatl en los niños, pero ellos al no tener libros en esa lengua ,están creando libros de manera artesanal para que el niño sepa leer en su idioma y eso los fortalece. Si se pierde la lengua, se pierden costumbres, tradiciones y los esfuerzos ancestrales culturales”, destacó.

Ejemplificó el caso de Laguna de Vinazco y Lomas de Vinazco, donde poco a poco se están perdiendo tradiciones y costumbres, por lo que es necesario que las autoridades competentes promuevan la lengua materna, junto con instancias educativas.

“El estado también debería hablar con los maestros para que sea obligatorio hablarles a los niños en su lengua y con sus papás”, apuntó, y comentó que algo más que está influyendo en la pérdida del idioma es la tecnología, pues con el tema de la globalización los niños indígenas conocen cada vez más palabras en inglés que en español.

Por ellos -aseguró- “en Desarrollo Social a través del área de Asuntos Indígenas, tratamos de tener contacto con toda esa zona, porque ellos quieren asesoría y apoyo para conservar su lengua y cultura”.

“Quieren que les demos herramientas de tejido, con los maestros que les llevemos literatura en las escuelas, cómo conservar las costumbres y tradiciones, y que una vez que tengan productos elaborados, quieren que los ayudemos a comercializarlos: los tejidos, las servilletas, los manteles, las vestimentas y todo eso lo vamos a hacer con apoyo del ayuntamiento” (sic), reveló.

Comments

comments