Esperan cobrar $180 millones

Compartir en:

Los socios de la Cámara Mexicana de la Industria de la Construcción (CMIC), delegación zona norte, continúan a la espera de que se reactiven los pagos en la Secretaría de Finanzas y Planeación (SEFIPLAN) y con ello se cubran adeudos heredados por Javier Duarte.

Aunque están conscientes que deberán esperar por la situación económica que prevalece en la entidad veracruzana, el presidente de esta cámara, Miguel Elizalde Martínez, externó que se ha tenido una estrecha relación con el Gobierno del Estado, tratando de establecer un acuerdo para la liquidación de este pasivo.

Precisó que recientemente sostuvieron una reunión en la que se estuvo trabajando en los mecanismos para que se calendaricen los pagos y estos sean a la brevedad.

Si bien existe el compromiso del gobernador Miguel Ángel Yunes Linares de pagar la deuda, es necesario que se aceleren los procesos administrativos para empezar a recibir abonos.

La deuda estima los 180 millones de pesos, que dejó pendiente de pagar la pasada administración de Javier Duarte de Ochoa con los constructores de la zona norte de la entidad.

Sostuvo que están a la espera de que se siga reactivando la obra en el estado y se pongan a consideración las licitaciones a nivel federal para que sean consideradas las empresas locales.

error: Content is protected !!