ESCRIBIMOS LA HISTORIA | La niña milagrosa

¡Comparte esta nota!

Luis Navarro Arteaga
El 5 de diciembre de 1970 La Opinión publicó, en su página 6, la noticia titulada Estafa impía en la que cuenta la historia de una sanadora conocida como la niña milagrosa que llegó de Agua Dulce a Poza Rica precedida de una fama de curadora prodigiosa y fue invitada para operar en calle Juárez número 8 esquina independencia de la Colonia Manuel Ávila “ donde instaló estableció un adoratorio y un hospital en los que curaba a los clientes de varios males y que se acercaban a ella sus padres La auxiliaban en la curación”.

Sin embargo, así como tenía popularidad por devolver la salud a muchas personas también llegó perseguida por su fama de charlatana, como lo afirman algunas personas que llevaron a sus enfermos hasta Agua Dulce, pero la chica recibió las limosnas de sus pacientes, pero no los curó.
El 7 de diciembre de 1970 se pública la noticia “ahora estafa en un barrio de Coatzintla”. La entrada de aquel texto menciona: convencida de que en Poza Rica no podría trabajar libremente ni amasar la fortuna que había proyectado en unión de sus padres, la Niña Milagrosa abandonó Poza Rica y volvió la tranquilidad a la populosa Colonia Manuel Ávila Camacho donde gente ignorante todavía hace invocaciones en espera su retorno para aliviarse de sus males”.
El texto continúa: A bordo de su flamante Galaxy último modelo los padres de la chica y la Niña Milagrosa pretendieron hacer creer a las autoridades que abandonaban definitivamente la región, pero todo fue un ardid en desesperado esfuerzo por echarse a los bolsillos fuerte suma de dinero, mientras los incautos sigan depositando las limosnas que su corazón les dicta por el alivio recibido mediante las curaciones de la niña milagrosa, pues se desplazaron a la villa de Coatzintla donde establecieron de inmediato un templo fue en el barrio de Xico donde se estableció … para llevar caridad a quienes necesitan sus dones… la muchedumbre no se hizo esperar”.
El 8 de diciembre de 1970 en su columna En dos por tres, el profesor Edmundo Cárdenas aborda el tema de la Niña Milagrosa e indica que las autoridades sanitarias sellaron el Templo de los Milagros donde operaba la sanadora.  El columnista hace un recuento de los prodigios que ya había logrado la pequeña pues logró que la Colonia Manuel Ávila Camacho tuviera vigilancia policiaca, porque una vez que ella llegó empezaron a circular las patrullas por la zona donde atendía la chiquilla prodigiosa. 

Sin embargo, apenas se fue la chica se abandonó otra vez el lugar por parte de las de las de las autoridades policiacas. Además, antes de la llegada de la curandera, las calles estaban en mal estado, pero cuando se fue, otra maravilla dejó a los habitantes de ese sector:  las calles quedaron parejitas y bien amplias.
Indica Cárdenas con ironía que otro de los milagros que logró la presencia de la chica en la MAC, fue que en la boca vacía de una mujer de 60 años brotaron por arte de magia nuevos dientes. Aquella mujer fue la encargada de recoger las limosnas que las multitudes le dejaron a la sanadora-

Cárdenas, también relata la historia de un petrolero que vino desde Cerro Azul, se desplazaba lentamente usando un par de muletas y se quejaba quedito. Padecía de reumas, tan fuertes que no le dejaban caminar ni trabajar, fue atendido por la infantil sanadora quién quiso atenderlo antes a la multitud que la esperaba desde hacía horas. La chica lo untó con un aceite e inmediatamente le dijo “anda, pero aquel tipo no pudo dar ni un paso. La pequeña le reprochó: “No tienes fe, pero antes de que llegues a la esquina correrás”, sentenció la prodigiosa. El dolorido trabajador de Pemex intentó sacar su cartera para depositar su limosna -en la bandeja que sostenía la señora de los dientes nuevos-, pero cuál sería su sorpresa cuando se dio cuenta de que le habían sacado del bolsillo no solo la billetera sino también 5 mil pesos, que era lo que le quedaba de un préstamo de 8 mil.  El hombre, sin acordarse más del reuma, salió corriendo y gritando “me robaron, me robaron, me robaron” las muletas se le quedaron a la Niña Milagrosa que vio que su augurio resultó cierto:  el obrero salió corriendo antes de llegar a la siguiente esquina.

La imagen tiene un atributo ALT vacío; su nombre de archivo es prueba-1024x51.png
WhatsApp: SDR La Opinión Recargado
Instagram: Laopinionpr 
Twitter – @laopinionpr
Facebook – @LaOpiniónPozaRica
Youtube – La Opinión Poza Rica
¿Reporte y denuncia?
Si cuentas con imágenes o video que exhiban maltrato, abuso de autoridad, corrupción o cualquier acción inhumana. ¡Por favor, háznoslo saber!
– WhatsApp: (782) 219-94-02 <<< ¡clíck aquí!
– Por e-mail: denuncias@laopinion.net <<< ¡clíck aquí!

La imagen tiene un atributo ALT vacío; su nombre de archivo es ANUNCIO-BANNER-1-1024x200.jpg
La imagen tiene un atributo ALT vacío; su nombre de archivo es QUEJAS-1024x230.jpg

¡Comparte esta nota!
error: Content is protected !!

Notice: ob_end_flush(): failed to send buffer of zlib output compression (1) in /home2/laopinio/public_html/wp-includes/functions.php on line 5107

Notice: ob_end_flush(): failed to send buffer of zlib output compression (1) in /home2/laopinio/public_html/wp-includes/functions.php on line 5107