Denuncia penal Vs la síndica y 5 regidores

Tuxpan, Ver. El presidente municipal, Juan Antonio Aguilar Mancha presentó, ante la Fiscalía General del Estado, formal denuncia en contra de la Sindica, 5 regidores y la ex tesorera, por hechos que podrían constituir los delitos de extorsión, abuso de autoridad, incumplimiento del deber legal, coalición y cohecho, en agravio del patrimonio municipal y la administración pública.

En rueda de prensa, el alcalde expuso que, Areli Bautista Pérez, síndica del Ayuntamiento y su grupo de regidores, cometieron el delito de extorsión, cuando le solicitaron que les entregara a cada uno, 2 millones de pesos, a cambio de que se presentaran a la sesión de cabildos, para la discusión y aprobación de la Ley de Ingresos y el presupuesto del año 2019.

Por estos hechos, según el Artículo 220, del Código Penal del Estado de Veracruz, estos ediles podrían recibir hasta 20 años de prisión y multa de 500 días de salario, porque la pena se duplica, al ser servidores públicos. La misma sanción se aplica en caso de tentativa.

Precisó que la síndica cometió Abuso de Autoridad, “al ordenar a la ex tesorera Martha Dolores Quiroz que hiciera pagos y transferencias bancarias, sin tener la autorización del presidente municipal o el cabildo, con perjuicios económicos para las finanzas del municipio

Además, la citada funcionaria sustrajo, a través de la ahora ex tesorera, toda la información y documentación relativa a las compensaciones de los regidores y los pagos de facturas que ella ordenó se hiciera, sin tener conocimiento el alcalde y el cabildo.

De igual forma, desvió recursos públicos, con la participación de la entonces tesorera, por más de 60 millones de pesos y realizó pagos no contemplados, ni autorizados. Por los hechos antes narrados, ambas podrían recibir penas de hasta 10 años de prisión, según los artículos 317 y 318, del Código Penal.

“Mediante una auditoría que se vino realizando a lo largo de los últimos meses, se pudo detectar que alrededor del 90% de los pagos electrónicos (SPEI), que realizó la tesorera Martha Dolores Quiroz, no tienen la autorización del alcalde y se hicieron sólo con la anuencia de la Síndica. Estas operaciones, que se pueden considerar irregulares, ascienden a unos 200 millones de pesos”.

“A lo largo de este año se hicieron movimientos de ampliaciones en partidas presupuestales, por 65 Millones 783 Mil 664 pesos, que no han sido justificados. Este asunto en particular no ha podido ser analizado en cabildo, porque la Síndica Areli Bautista Pérez y su grupo regidores disidentes, han abandonado las sesiones de cabildo, para evitar su análisis, explicó el presidente.

 

Comments

comments