Concluye INAH conservación del esqueleto de “Naia”

Los tratamientos de conservación, restauración y estabilización del esqueleto prehistórico femenino con fechamiento directo más antiguo y genéticamente intacto de América, descubierto en una oquedad denominada Hoyo Negro dentro de una cueva sumergida en Tulum, Quintana Roo, fueron exitosamente concluidos por el Instituto Nacional de Antropología e Historia (INAH). Los restos de “Naia”, nombre dado por los científicos, llegaron este 12 de julio al Museo Nacional de Antropología para su resguardo y correcta preservación.

En las instalaciones de la Sección de Restauración del Centro INAH Campeche, bajo la dirección de la maestra Diana Arano Recio y su equipo, se efectuaron los tratamientos de conservación de los restos óseos, cuya tarea ha permitido continuar los estudios y obtener valiosa información acerca de los primeros pobladores de América y la vida hace miles de años en lo que es hoy la península de Yucatán, a través de la osamenta de esta joven que al morir tenía entre 15 y 17 años de edad, y cuya antigüedad se calcula entre 13,000 y 12,000 años A.P.

Antes de llegar a su destino final en el Museo Nacional de Antropología, donde bajo la responsabilidad de su director, el doctor Antonio Saborit, los restos óseos quedaron resguardados con los parámetros óptimos de preservación en cuanto a temperatura y humedad relativa, la Subdirección de Arqueología Subacuática del INAH unió esfuerzos con las facultades de Ciencias Antropológicas y de Odontología de la Universidad Autónoma de Yucatán (Uady), donde se detuvieron las actividades de atención pública durante tres días para atender a “Naia” y realizar un registro microtomográfico completo de sus segmentos.

Inah

Comments

comments