Cárceles infectadas

¡Comparte esta nota!

Xalapa, Ver.- Solo debajo de la Ciudad de México, el estado de Veracruz registró la mayor incidencia de decesos en cárceles por Coronavirus en 2020.

Lo anterior lo exhibe el informe “Libertad ante la pandemia por Covid-19 en los centros penitenciarios. Medidas de preliberación implementadas durante 2019 y 2020” de la agrupación México Unido contra la Delincuencia.

El documento analiza a nivel nacional las medidas adoptadas por los centros penitenciarios para encarar la pandemia por Covid-19, y entre estas se incluyen la atención a los pacientes internos y las medidas de preliberación de aquellos enfermos.

En este último rubro el estado de Veracruz dio su libertad a 14 personas con motivo de la contingencia sanitaria.

Además, se incluyen 35 contagios de la población penitenciaria por Covid-19 en los centros de reclusión, de los que 15 fallecieron por consecuencia de la enfermedad.

El informe de MUCD indica que para  2020, la Secretaría de Seguridad Pública registró 35 casos de enfermedad por  COVID-19 en los centros penitenciarios  de Amatlán de los Reyes, Coatzacoalcos y Pacho Viejo. 

Las medidas implementadas en los centros penitenciarios para evitar la  propagación del virus COVID-19 fue  atendiendo el “Protocolo de actuación  para la atención de la contingencia sanitaria derivada de COVID-19” .

La agrupación indica que dicho protocolo no resulta suficiente para detener los contagios y las muertes en los centros penitenciarios de la entidad.

“Es verdad que en todas las entidades  se han aplicado medidas sanitarias, el uso de cubrebocas, caretas, la entrega  de material de limpieza, los filtros  sanitarios, la suspensión de las visitas, la propagación de información para el conocimiento y prevención del virus, el monitoreo de signos vitales, el  seguimiento de Protocolos expedidos por las Secretarías de Salud, entre otros. Estas medidas no son suficientes para detener los contagios y las muertes en los centros penitenciarios”, versa el documento.

Hay que recordar que el 12 de mayo pasado, La Opinión de Poza Rica reveló que también el Centro Federal de Readaptación Social 5 de Villa Aldama incurrió en violaciones a los derechos humanos de los internos.

Al emitir la recomendación 21/2021, la defensoría advierte de una falta de criterios homológicos para proteger del virus SARS-CoV-2 a las personas privadas de su libertad en el penal de Villa Aldama, Veracruz y en 13 centros penitenciarios de jurisdicción federal.

La CNDH advierte que a pesar de su reclusión, las personas privadas de su libertad en los Ceferesos gozarán de su derecho de contacto con el exterior y la vinculación social, y estas incluyen las visitas de familia o de defensores.

Lo anterior, explica la Comisión, obedecen a las normas internacionales para reducir al mínimo las diferencias entre la vida en prisión y la vida en libertad y con el inicio de la pandemia por SARS-CoV-2, las cárceles federales redujeron el contacto de las presas y los presos con el exterior.

En específico, el penal de Villa Aldama suspendió desde el 20 de abril de 2020 la visita familiar, íntima, amistades y menores de edad se encuentra suspendida, y a partir del 7 de septiembre de 2020 las personas privadas de la libertad accedieron a la televisita.

Twitter – @laopinionpr
Facebook – @LaOpiniónPozaRica
Youtube – La Opinión Poza Rica
¿Reporte y denuncia?
Si cuentas con imágenes o video que exhiban maltrato, abuso de autoridad, corrupción o cualquier acción inhumana. ¡Por favor, háznoslo saber!
– WhatsApp: (782) 219-94-02 <<< ¡clíck aquí!
– Por e-mail: denuncias@laopinion.net <<< ¡clíck aquí!

¡Comparte esta nota!
error: Content is protected !!