Basta de los formalismos hipócritas

Compartir en:

ME CANSO GANSO

POR REPORTERO FIFÍ

EN EL BOSQUE DE UNA china, la chinita se perdió, como yo andaba perdido nos encontramos los dos… Y me canso ganso, que quienes encontraron pero su «mina de oro» son Hugo Contreras, comisario de la Policía Municipal y, Julio Roberto Christfield, quien luego de unos sustitos que le dieron, no escarmentó y ahora regresó a la vida pública como responsable jurídico de la citada corporación.
Como si nadie supiera el negro historial que dejó en la entonces Procuraduría de Justicia en el Estado, donde con dinero bailaba el perro.
Pero ahora «la mina» la encontró al actuar en forma directa para impartir justicia, al estilo de la «Ley de Herodes»…
Lo que no se puede arreglar en los pasillos de la poli municipal, se arregla con el abogado, y después de la «mochada» ya no se le da parte a la fiscalía.
Y entonces delitos en flagrancia son arreglados ¿cómo? pues el poder de su firma …
No cabe duda que son tantos los golpes de pecho que se dan los funcionarios de la cuarta transformación, que resultan peores pues es la misma gata, pero revolcada. Pero ahora Poza Rica tiene un nuevo estilo de impartir justicia y quienes hacen esto entonces son unos… corruptossss.

DE FIESTA EN FIESTA y quien ya dijo esta silla es mía es Octavio Tremari Gaya, secretario del ayuntamiento de Papantla, donde a quien lo mismo se le ve en velorios que en bautizos…
Y la feria de Corpus Christi fue el escaparate del funcionario, pues de sonreír y saludar no paró, como «Reina de Feria», claro hoy está en la etapa del enamoramiento político.
Pero como en todo hay momentos VIP, el señor disfrutó del área con sillas y bebidas refrescantes que tuvo la «realeza en el poder», para los conciertos de feria en el campo de beisbol.
Para esto con el visto bueno del Tlatonai de Papantla, o lo que es lo mismo el mero Puxco.
Por cierto que los integrantes de MATUTE se resbalaron en el agradecimiento y se lo dieron al locutor MARIANO OSORIO, aunque no tardaron en corregir el nombre, pero «palo dado ni Dios lo quita».

PERO SI DE PANCHANGUEROS se trata, el primer lugar lo tiene Mancha, pues como se recordará el deporte que más le gusta practicar es el de levantamiento de tarro, y es un secreto a voces que su casa está abierta a cada FIFÍ, donde circula de todo.
Hay anécdotas muy buenas de Juan Antonio que le hace honor a su apellido, porque ya brindadito es común que la riegue o mejor dicho, «se mancha».
Pero que al siguiente día solo atina decir: «Si ya saben cómo soy, para qué me invitan». No cabe duda que los tuxpeños se sacaron la lotería con la «fichita», que tienen de alcalde.

BOB EL CONSTRUCTOR o Mario Basáñez, flamante director de Obras Públicas en el ayuntamiento de Poza Rica, se pasa por el arco del triunfo lo dicho por El Peje.
Lo más grave es la mala calidad con que está permitiendo se realicen las obras millonarias en el municipio, como la pista de tartán o la obra de remodelación del Parque Juárez.
Ya no es novedad la forma en que han inflado los montos de presupuesto y la forma descarada de favorecer empresas, incluso se dice que algunas con razón social de Monterrey, y que fueron constituidas al vapor, casualmente el año pasado.
Mientras el contralor municipal, José Lugo Dauzón, se sigue haciendo de la vista gorda, ¿acaso también le toca una buena rebanada del pastel?

error: Content is protected !!