Balacera en la autopista la policía repelió la agresión pero los delincuentes lograron escapar

HUAUCHINANGO PUE. – Delincuentes se enfrentaron a balazos con elementos de la Policía Municipal, durante una peliculesca persecución registrada sobre la autopista México-Tuxpan, luego robar un camión de la empresa Danone, cuyo conductor fue amarrado y metido dentro de la caja con el producto.

Los violentos hechos ocurrieron la tarde del viernes, cuando la policía recibió el reporte del robo de un camión con productos de Danone, cuando el conductor circulaba a la altura de la colonia La Mesita, en esta ciudad.

El chófer había sido amenazado de muerte, por lo que se vio obligado a bajar del camión y luego, los asaltantes lo amarraron con las manos atrás y lo subieron a la caja.

Los reportes que recibía la policía, eran que la unidad ya había llegado a la calle Julio S. Hernández y había muchas probabilidades de que alcanzara la Súper Carretera y de ahí, tomar hacia cualquier destino.
Los vecinos pudieron aportar importantes datos a la policía, logrando saberse que el camión se dirigía hacia la autopista y unos patrulleros lo vieron pasar la caseta de cobro de Texcapa.

Luego de pasar la caseta, la patrulla logró alcanzarlos por lo que mediante el auto parlante ordenaron a los delincuentes a detener la marcha del vehículo, pero éstos se negaron y empezaron a disparar, luego de acelerar y así, en marcha, seguían disparando.

La escena fue de película pero generó pánico entre los demás automovilistas, muchos de los cuales optaron por parar a un costado de la carretera.

En un momento de desesperación, el delincuente que iba al volante del camión perdió el control, se orilló demasiado y las llantas cayeron dentro de la cuneta y ya no pudo salir, en tanto, los maleantes bajaron de inmediato y corrieron hacia el monte logrando darse a la fuga

Al regresar los uniformados hacia dónde quedó la camioneta, escucharon gritos que venían del interior de la caja del camión, y era el chófer de la empresa Danone, quien sumamente aterrado, contó todo lo sucedido y tenía las manos atadas.

A pesar de que la policía montó un operativo de búsqueda de los delincuentes, no lograron ubicar a nadie, mientras el agraviado se disponía a presentar la denuncia correspondiente, aunque no se confirmó si la llevó a cabo.

Comments

comments