Vecinos alarmados por alerta de robos en Cerro Azul

CERRO AZUL, VER.- Una serie de robos diversos, ocurridos en los últimos días, mantiene alarmados a los residentes de la colonia Benito Juárez, pues los ladrones se dedican a “ordeñar” los tanques de gasolina de los vehículos estacionados, y ya se llevaron hasta la campana de la capilla de este importante sector habitacional.

Este viernes, un grupo de vecinos de la colonia solicitaron públicamente la intervención directa del gobierno municipal, para instruir a los elementos de la policía a intensificar sus labores de vigilancia por toda la zona, con el propósito de prevenir que se agudice la ola de atracos.

Señalaron que uno de los puntos más afectados con el robo de combustible a las unidades es la calle Matamoros, donde la madrugada del viernes varios lugareños resultaron perjudicados; sin embargo, pese a que los fuertes ladridos de perros despertaron a varios vecinos, nadie se dio cuenta de los hechos.

Por si fuera poco, dijeron por su lado algunos fieles católicos, la mañana del jueves se descubrió la ausencia de la campana de la Capilla Cristo Rey, la cual hasta el día anterior se encontraba intacta en su lugar.

Indicaron que dicha campana, de aproximadamente cuarenta centímetros de altura, fue donada por una persona altruista hace más de 18 años, y desde entonces nadie se imaginó que algún día sería robada.

Dijeron que el caso fue manifestado ante la Sindicatura del Ayuntamiento, donde lo único que les recomendaron fue denunciar los hechos ante la fiscalía de la ciudad de Tuxpan, mientras que, en la Parroquia de Nuestra Señora de Guadalupe, a la que pertenece la capilla, sólo lamentaron los hechos.

Subrayaron que el próximo domingo será la primera ocasión que no se podrá hacer el llamado a misa, pues la campana era el instrumento utilizado para avisar a la comunidad católica del evento religioso.

Los feligreses suponen que el o los ladrones de la campana debieron entrar por el terreno baldío posterior al edificio de la capilla, pues en esa zona parece haber indicios de pisadas; también hay huellas de lodo sobre una pared adjunta al campanario, agregaron.

 

Comments

comments