Una epidemia mortal amenaza a los últimos leones asiáticos del mundo

La conservación de los leones asiáticos está en un punto crítico porque en la India una epidemia mortal amenaza a los pocos ejemplares que sobreviven: ya no sólo tienen que enfrentar la lenta desaparición de su especie, sino que un virus altamente contagioso está acabando con ellos a niveles realmente alarmantes.

¿Lo peor? Las autoridades parecen tener una actitud pasiva más que ocuparse. Sólo este mes de octubre se ha reportado la muerte de 23 felinos que han fallecido en el Oeste de la India que, de hecho, es el único lugar donde habita esta especie.

¿Qué piensan hacer? 

Según información de la principal institución biomédica de la India, las pruebas que les han realizado a 27 leones asiáticos han confirmado que 21 de ellos portan la enfermedad de Carré conocida también como dolencia del moquillo.

El médico Balram Bhargrava dijo a The Indian Express que estos felinos deberían ser vacunados de manera inmediata contra el CDV, las siglas en inglés de esta enfermedad. De hecho, el director del Consejo de India para la Investigación Médica (ICMR) aceptó de la existencia de la epidemia después del análisis de un centenar de muestras de más de veinte leones enfermos en el santuario de Gir.

¿Qué onda con la morbilidad del moquillo? 

Es una enfermedad que le puede dar a animales domésticos y salvajes, y varía en función de la especie y su nivel de inmunidad, pero los expertos han determinado que la única solución contra la mortal epidemia es el traslado de los ejemplares.

Desde 2013 el Tribunal Supremo de India ya había accedido a las propuestas de veterinarios de reubicar a los leones de Girl en un santuario cercano, aunque los gobiernos sucesivos se han opuesto a la medida lo que ha provocado que muchos anima listas responsabilicen a los políticos de la situación actual de la especie y acusen su pasividad.

La enfermedad del moquillo puede ser devastadora: por ejemplo, en Tanzania, ya acabó con mil de los 3 mil leones que había en el país.

Ante esto la gente seguirá presionando para que se vacune y se traslade a los animales, pero lamentablemente los políticos no parecen mover un dedo por una especie hermosa que está a un empujón de desaparecer para siempre.

 

 

CC NEWS

nlx

Comments

comments