Taxista de Álamo presuntamente plagiado, sigue desaparecido

Álamo, Ver.- A casi una semana de que sus familiares dejaron de verlo sin saber de él, el taxista Víctor Rogelio Díaz Hernández continuaba este domingo desaparecido, y con serios indicios de que se encontraba secuestrado; trascendió.

Un reporte difundido en redes sociales mencionó que el trabajador del volante, de 34 años de edad, salió de su domicilio ubicado en el ejido Vegas de Soledad, frente al Centro de Salud, el pasado 29 de octubre; desde entonces no ha regresado a su hogar.

Familiares suyos habrían informado a las autoridades que Víctor Rogelio conducía el taxi con número económico 334, tipo Tsuru, con placas de circulación A319-XET del estado, el cual fue localizado el mismo día que desapareció, en el paraje conocido como Zanja Honda, que conduce hacia la localidad La Antigua, perteneciente al municipio de Chicontepec, Veracruz.

Sobre el caso, es de mencionar que el trabajador del volante podría estar en manos de plagiarios, quienes al parecer inicialmente exigieron a sus familiares una cantidad millonaria para dejarlo en libertad.

Fuentes conectadas a los padres de la víctima, citaron que, debido al monto exigido por los plagiarios, el pago para la liberación del taxista se dificultó por varios días, hasta que los familiares se habrían ofrecido a entregar un camión materialista y 300 mil pesos que también pedían los delincuentes.

Sin embargo, a pesar de que dicha unidad y cantidad de dinero habría sido entregada a los maleantes desde el último día del mes de octubre, hasta este domingo el plagiado continuaba sin aparecer.

Ante esta situación, y debido a que existe el temor de que algo malo le haya ocurrido al joven desaparecido, las autoridades investigadoras ya toman cartas en el asunto.

El suceso se mantuvo bajo fuerte hermetismo durante varios días, incluso en redes sociales, hasta que la negociación entre familiares y secuestradores no resultaron favorables para los agraviados, y ahora solicitan el apoyo de la población para dar con el paradero de Víctor Rogelio.

Comments

comments