Se va el Fiscal General del Estado

Aún cuando es un cargo irrenunciable, este lunes el Fiscal General del Estado, Luis Ángel Bravo Contreras, presentó de manera oficial su dimisión a dicho puesto con carácter de irrevocable.

En rueda de prensa ofrecida desde la sede de la FGE, Bravo Contreras resaltó que dicha dimisión surge en una congruencia de acciones como de conciencia.

Incluso, aseguró que su presencia no será factor de división en el gobierno que inicia este jueves.
“No seré factor de división ni de encono, lo que Veracruz necesita hoy más de que nunca es unidad”, convocó.

“En plena congruencia en mi actuar y mi sentir tomé la decisión de presentar mi renuncia con carácter de irrevocable al cargo de Fiscal General del Estado de Veracruz, misma que ya he hecho llegar a la presidenta de la Mesa Directiva del Congreso del Estado”, expresó.

La salida de Luis Ángel Bravo no es inmediata, dado que dicha renuncia surte efecto a las 00:00 horas del 1 de diciembre, acorde con el inicio del nuevo gobierno.

Y por lo mismo, aprovechó el espacio para reconocer el liderazgo del Gobernador Electo Miguel Ángel Yunes Linares.

“El Gobernador electo iniciará una nueva etapa que requiere de la suma de todas las voluntades para que Veracruz recupere la grandeza que nunca debió perder, y que yo en lo personal busco contribuir con este acto”, afirmó.

La salida de Luis Ángel Contreras coincide con la designación de Jorge Winckler Ortiz al cargo de Visitador General de la FGE y uno de los candidatos más viables para suplir al procurador; cuya gestión debió durar por ley nueve años contados a partir de enero de 2015.

POR ARTURO ARELLANO

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *