Revés al nuevo cementerio municipal

Tihuatlán, Ver.- A pesar de que se trata de un asunto apremiante, ya que el cementerio municipal está agotado, el proyecto para crear un nuevo panteón quedó enterrado y no hay visos de que se resuelva antes de que concluya la actual administración municipal.

La regidora comisionada en el ramo, Zenaida Hernández Ponce, reconoció recientemente que, en la recta final del gobierno municipal, es difícil que se habilite otro terreno para dicho fin, pues ya no hay recursos económicos.

Anotó que el cementerio local ya no cuenta con predios para las inhumaciones, quedando solamente los lotes que previamente fueron vendidos y que, por ende, ya tienen dueño. Ante ello, el ayuntamiento ya no está en posibilidad de asignar o vender más lotes, puesto que ya está agotada la contratación.

Reconoció que, mientras tanto, hasta ahora no se ha concretado la adquisición de algún otro terreno para habilitarlo como camposanto, tarea que le podría quedar al próximo gobierno municipal.

Desde años recientes se advertía que el camposanto llegaba al límite de su capacidad, por lo que desde el periodo del ex alcalde Francisco de Jesús Ortiz Yorio, “Pancholín”, se anunció la compra de un terreno para darle esa utilidad, según recordó a la vez el señor Germán Cruz Reyes, residente de esta villa.

Cruz Reyes labora en un establecimiento dedicado a lavar vehículos, ubicado frente a un terreno actualmente enmontado, el cual pretendía el ayuntamiento para convertirlo en camposanto.

El terreno habría pertenecido a la familia Solís, con quienes el ex alcalde Francisco Ortiz habría hecho tratos para la adquisición, aunque después se dijo que ese terreno sería destinado para construir viviendas tipo Infonavit.

El predio, de aproximadamente dos hectáreas, se localiza a un costado del bulevar Bicentenario, casi frente a las oficinas de la Comisión Federal de Electricidad (CFE), justo al otro lado de la avenida y actualmente se encuentra ocioso.

Comments

comments