¿Qué esconde Lilia?

Poza Rica, Ver.- La obligación de los servidores públicos para presentar sus respectivas declaraciones de situación patrimonial y de intereses está vigente desde el 19 de julio de 2017, fecha en la que entra en vigor la Ley General de Responsabilidades Administrativas.

Sin embargo, la candidata del PRI, Lilia Christfield Lugo, cuando fue coordinadora en la Dirección general de Participación Social, jamás rindió informes sobre su declaración patrimonial o cualquier posible conflicto de intereses.

Lilia Christfield, en sus discursos es nulo el tema de transparencia, tampoco habla sobre las declaraciones patrimoniales a las que deben de someterse los funcionarios públicos, ¿Será porque muchos de su familia ha vivido del presupuesto, durante muchos años?
Cabe recordar que la priistas ha sido regidora, además de ocupar puestos al interior de su partido, por lo que carece de experiencia fuera del sector público, es decir, le falta mucho por conocer las necesidades de la clase trabajadora.

En su triste paso por Sedesol, dejó muchas dudas en cuanto a la instalación de los Comedores Comunitarios, cargo público que ocupó para poder posicionarse y lograr obtener la candidatura a la diputación federal, lo que provocó una enorme grieta al interior de su partido.

Comments

comments