Pide Conapred dejar de compartir memes y expresiones discriminatorias contra candidatos

Alejandra HassPaciuc, presidenta del Consejo Nacional para Prevenir la Discriminación (Conapred), exhortó a los mexicanos a dejar de compartir en redes sociales memes y expresiones discriminatorias contra candidatos electos en redes sociales y sus familiares, en relación conCésar Carrizales “El Mijis”, diputado electo de Morena en San Luis Potosí, quien ha sido denostando en su persona por su origen social, su apariencia y por sus antecedentes penales, y al hijo de Andrés Manuel López Obrador, virtual presidente de la República.

Señaló HassPaciuc en entrevista para El Sol de Méxicoque “son los casos que hemos visto en esta semana en redes sociales, pero hubo otros durante las campañas electorales donde se denostaron aniños y niñas vinculados con candidatos. Queremos hacer un llamado a la sociedad para que deje de compartir memes y discursos de discriminación que circulan en redes sociales porque, en primer lugar, los niños y niñas no son personas públicas, ni están contendiendo en el ámbito electoral;son familiares de los candidatos y de ninguna manera deberían ser utilizados por los adversarios políticos para denostar o para poner a la persona en una cierta situación. Es inaceptable que se utilicen las imágenes de los niños para estos propósitos”.

YO SOY YO

Con el objetivo deacabar con discursos de odio y discriminación en la sociedad mexicana,la presidenta del Conapred, Alejandra HassPaciuc,informó que la próxima semana inicia el Campamento de Movimiento Sin Odio, donde 40 jóvenes de todo del país se sentarán a “construir contranarrativas al discurso discriminatorio que circula en redes sociales. La idea es que el discurso discriminatorio no se combate con la censura, sino con mejores discursos antidiscriminatorios”.En ese sentido, la población joven – de entre 15 y29 años- que representa cerca de 37 millones de mexicanos, tiene gran responsabilidad.

Por su parte, Tania Ramírez Martínez, directora general adjunta de Vinculación, Cultura y Educación, del Conapred, en entrevista para El Sol de México, dijo que la Encuesta Nacional contra Discriminación 2010 arrojó que las principales causas de discriminación y, por lo tanto, no respeto y acceso a sus derechos por parte de los adolescentes de entre 12 y 17 años son: “no tener dinero, la edad y la apariencia física”.

Uno de los proyectos educativos en derechos del Conapred, en colaboración con Canal 11, es la serie Yo soy Yo, que esta semana dio el claketazo de grabaciones de la segunda temporada. “Ha tenido tan buena recepción en la plataforma Netflix que ocupó en 2017 el 4 lugar de las 6 series mexicanas más vistas”, resaltó Tania Ramírez, quien explicó que “hemos observados que hay públicos demandantes de contenidos inteligentes, críticos y autocríticos; al ámbito de espectáculos le viene bien, pues no por ser promotor de derechos, pierde su calidad de ser un buenespectáculo. El público joven está cambiando su mirada respecto a lo que desea recibir”.

Lo que vive el protagonista de Yo soy Yo son situaciones en su trayecto de una preparatoria a otra. “Por un lado, observa o se da cuenta cuáles son todos esos estereotipos o prejuicios que él mismo trae en sus prácticas y en sus relaciones, para descubrir cómo los jóvenes son objeto de discriminación”.

Por otro, “está la autocrítica y la reflexión de cómo los prejuicios y los estereotipos operan en contra cuando uno los lleva a la práctica; es un espejo para que los jóvenes puedan ver cuáles son las expresiones de la discriminación, mediante las cuales no se respetan sus derechos por distintas causas y en distintos espacios: en el momento de acceder a un empleo, en su escuela, en su ámbito comunitario.Ven obstaculizado su desarrollo y su proyecto de vida por estas razones y por otras”, señaló.

Los otros personajes representan la amplia diversidad de expresiones que hay en nuestro país:“un joven rapero indígena, otro con síndrome de Down, una joven darketa-punketa, quien por motivo de su género no encuentra trabajo y en una agencia de publicidad se da cuenta de las ideas clasistas, racistas que existen en la sociedad. Hay que hablarles a los jóvenes de ellos, para ellos y construir con ellos, reflejar el escenario que están viviendo y algunas perspectivas de salida en alguna situación que estén viviendo.Hay una avidez, una ansiedad por conocer cuál es la vida de las y los jóvenes. Es posible ver en la serie cómo los prejuicios sociales representan obstáculos, la serie además de señalar problemáticas señala vías de solución”, finalizó la directora general adjunta de Vinculación, Cultura y Educación, del Conapred.

ElSolDeMexico

Comments

comments