Lo sorprende la muerte en la Plaza Cívica

Un lavador de carros falleció luego varios días de agonizar, ya que se vio muy enfermo al grado que vomitaba sangre; también se encontraba en situación de calle, además de ser adicto a las bebidas alcohólicas.

Compañeros de oficio lo identificaron como Alejandro Sáinz o Sáenz, de aproximadamente 48 años de edad, quien ya tenía mucho tiempo de vivir bajo del domo de la Plaza Cívica 18 de Marzo, donde finalmente dejó de existir la tarde de ayer.

Señalaron que desde la tarde de antier se vio muy mal porque vomitaba sangre y convulsionó en varias ocasiones, a pesar del arribo de policías estos no solicitaron la ayuda a los cuerpos de emergencias para que le brindaran los primeros auxilios, prácticamente negándole los derechos a ser atendido.

Se logró saber que por mucho tiempo Alejandro vivió en la colonia Santa Isabel, de Tihuatlán, donde al parecer tiene familia, pero que desde hace ya varios años no regresaba a su último domicilio por su alcoholismo.

Alrededor de las 13:40 horas de ayer los mismos elementos policíacos solo se limitaron a acordonar el área y esperar el arribo del personal de servicios periciales para llevar a cabo las diligencias correspondientes y ordenar el levantamiento del cuerpo para trasladarlo al servicio médico forense en espera de que familiares lo reclamen.

Esta es la segunda persona que pierde la vida en el domo de la plaza cívica en lo que va del año; es de recordar que el primero fue asesinado a cuchilladas en febrero, justo en el centro de dicha estructura.

Comments

comments