Les llegó el amor a los 90

Gertrude Mokotoff y Alvin Mann se conocieron hace 8 años en el gimnasio, en Nueva York donde todavía hacen ejercicio 2 veces por semana. Ahora ella tiene 99 años (el 20 de agosto cumplió años) y él tiene 95.

Un amigo que tenían en común le comentó a Alvin que quería presentarle a una chica muy agradable, sin esperar mucho el accedió.

En la primera cita, la llevó a un restaurante llamado “Something Sweet”, Gertrude mencionó que durante toda la cita él fue un caballero, él dijo que no podía dejar de platicar con ella.

Al poco tiempo iniciaron su relación, hablaron de sueños, metas y de su vida juntos. Alvin había sido marino, por lo que mucha parte de su vida la pasó viajando, después de que pudo tener una vida en tierra firma decidió que quería obtener un título universitario.

Alvin declaró que sus amigos lo “molestan” porque tiene una novia mayor, pero la diferencia de edades nunca me importó porque acabábamos de encontrarnos y no estaba dispuesto a dejarla ir”.

Conforme pasaba el tiempo, ellos llegaron a ser muy cercanos y en una ocasión en la que venían de regreso de la casa de Ópera Metropolitana de Nueva York, ella rompió “la tradición” y le pidió matrimonio.

Él aceptó y contrajeron matrimonio el 5 de agosto en el ayuntamiento de Middletown, Nueva York.

Mann, quien tiene 94 años y obtuvo un título universitario en Historia el año pasado de Mount St. Mary College, está de acuerdo en que cuando se trata de estar viejo y sentirse viejo, la edad no siempre significa lo mismo.

“La edad no significa nada para mí o para Gert”, dijo el novio. “No vemos a la edad como una barrera. Todavía hacemos lo que queremos con nuestras vidas”.

Comments

comments