La niña Camila, desaparecida en Chihuahua hace 3 días, es hallada muerta; cae el presunto asesino

El cuerpo de Camila Cobos, de 7 años de edad, fue localizado hoy sin vida. A la pequeña la asesinaron y, presuntamente la atacaron sexualmente, dijo a SinEmbargo el señor Ramón Lara, papá de la menor reportada como desaparecida desde el pasado 24 de octubre en Chihuahua.

En entrevista telefónica, el hombre señala que hoy por la mañana se enteraron por los medios de comunicación que habían localizado el cuerpo de su pequeña hija. Acudieron a la Fiscalía para pedir informes y ahí les confirmaron la versión.

El hermano mayor de la pequeña reconoció el cuerpo, dice el señor Lara. “Nosotros vimos que la habían hallado y luego ya venimos a la Fiscalía a preguntar”, detalla.

El chofer del auto blanco fue detenido por el feminicidio. En su declaración presuntamente confesó el crimen, luego de que primero trató de inculpar a otras personas.

“De hecho el sujeto está detenido desde antenoche. Al parecer estaba echando la culpa a otras gentes, pero luego ya dijo que fue él, y dijo también donde dejó el cuerpecito”, comentó el señor Lara.

La primera versión del detenido, según le indicaron al padre de la menor, es que aseguraba que unas personas lo amagaron para llevarse a la niña; sin embargo cayó en contradicciones y después, supuestamente, confesó.

Ramón Lara, padre de la niña, pide justicia para su pequeña hija y llama a las autoridades a que sean más competentes.

“Yo quisiera decirle a los padres que cuiden más a sus niños, cuidarlos de esas personas. A las autoridades que trabajen mejor, ellos saben quiénes son esas personas sin corazón, que los tengan más cuidados vigilados [a los criminales] que vean las consecuencias de cómo desmembran a una familia”, enfatizó.

Por su parte, la Fiscalía General del Estado de Chihuahua informó que este sábado detuvo a Juan Manuel “N” por su presunta participación en la desaparición de Camila el pasado 24 de octubre, por lo que será presentado en las próximas horas ante un juez de control con el objetivo de determinar su situación jurídica.

“El día de hoy se ejecutó una orden de aprehensión, que previamente fue solicitada y concedida por el Poder Judicial del estado, en contra de un sujeto, quien hasta el momento tenemos como probable responsable de la desaparición de la niña con iniciales S. C.”, afirmó en conferencia de prensa.

La Fiscalía Especializada de la Mujer difundió esta tarde el retrato hablado del presunto captor de la niña.

Asimismo, una representante de la dependencia detalló que se pudo establecer su participación en la privación de la libertad de la niña después de realizar varios interrogatorios y al identificar que había contradicciones en sus manifestaciones.

“La línea de investigación establecía que una persona o varias personas en automotor la habían subido. Las investigaciones nos llevaron a identificar a Juan Manuel “N”, quien se desempeñaba como chofer de transporte público”, precisó.

Además, la Fiscalía dio a conocer que alrededor de las 4:00 horas de este sábado, policías ministeriales desplegaron un operativo, el cual arrojó como resultado el hallazgo del cuerpo sin vida de Camila.

“Con base a este hallazgo, la Fiscalía General del Estado fincará los cargos adicionales que corresponden por estos hechos pudiendo alcanzar la persona hasta 100 años o más de considerarse responsable”, finalizó la dependencia.

La madre y familiares llamaron a las autoridades para reportar el delito.

LA DESAPARICIÓN DE CAMILA

Seyni Camila Cobos Medina, 7 años de edad, jugaba con una prima en el exterior de su casa cuando fue sustraía por personas a bordo de un vehículo blanco en las céntricas calles de Chihuahua, Chihuahua. Las autoridades lanzaron la Alerta Amber y el Protocolo Alba. Se presumió que a la menor se la llevaron a otra ciudad dentro de ese mismo estado.

Familiares y amigos lanzaron un clamor de ayuda a la ciudadanía y autoridades para localizar a la pequeña Camila.

“Yo quisiera pedirle a la ciudadanía que si pueden ayudarnos a localizarla, que tengan la bondad de ayudarnos. Y si pudieran escucharnos, la persona que la sustrajo, que si tuviera la amabilidad de devolverla , la niña es una criaturita que no le ha hecho daño a nadie. Ella merece estar bien, estar con su familia, con todos que aquí que la extrañamos y necesitamos que esté con nosotros”, expresó el señor Ramón Lara, padre de Camila en entrevista con SinEmbargo.

Adrián Rubén Lara Cobos, uno de los hermanos mayores de la niña, confirmó que Camila jugaba con una pariente en la calle Independencia, cerca de la zona centro de la Ciudad, cuando fue plagiada.

“Ella salió de la casa junto con una primita chiquita, de la misma edad, salen a jugar y mi hermana salió corriendo, y mi primita sale corriendo a una esquina y dobla a otra calle…” y desde entonces fue perdida de vista, dijo Adrian Rubén, en una breve entrevista con SinEmbargo.

El señor Ramón Lara, padre de Camila, detalló que la desaparición ocurrió alrededor de las 17:20 horas.

“La niña estaba se salió a la calle con otra niña, que es prima de ella, pero estaban lejos una de otra y en un vehículo paró subió a mi hija y se la llevó”, narró.

La mamá, según comentó el hombre, estaba en el interior de la vivienda atendiendo a un hermanito menor, después salió a buscar a las niñas para meterlas a la casa y es cuando se dio cuenta que Camilia ya no estaba.

“Alguien le informó a la policía que vieron a la niñas afuera en la calle, que no sabían ellos [los testigos] si el carro en el que la subieron era de alguna familiar; hasta que la mamá se percató que no estaba la niña, pidió el auxilio de la policía”, agregó.

Durante la misma tarde, luego de los acontecimientos, la madre y familiares llamaron de inmediato a las autoridades para reportar el delito. Elementos de la Policía Municipal y agentes acudieron para levar el reporte.

El padre de Camila lanzó un llamado a la sociedad para que apoyen con la búsqueda y apeló, a sus captores a quienes pidió que la regresen: “pedirles a la gente que la sustrajeron que nos la devuelvan. No tienen por qué hacerle ningún daño, ni mucho menos lesionarla o algo así porque ella es una criaturita”, reina el padre.

El señor Lara comentó que hasta el momento han recibido un buen trato por parte de las autoridades que les apoyan con la búsqueda de la menor “sí han sido de ayuda”, dijo.

Camila cursaba el segundo grado de primaria, “a ella le gusta mucho su escuela”, comparte el padre. La niña mide 1.20, es de tez blanca y cabello lacio castaño claro. Al momento en que fue robada vestía playera azul marino con dibujo de cenicienta, maya azul marino, y zapatos azul con blanco y con flores.

SINEMBARGO

Comments

comments