Hoy es día de…

En medio de la peor crisis de su historia, Monterrey llega a su aniversario 414, con los regiomontanos listos para festejar.

Con un desempleo enorme, inversiones paradas, empresas con dificultades económicas, violencia en las calles, delincuencia en todos lados, y por si fuera poco, con la vialidad destrozada tras un huracán que azotó a la ciudad, Monterrey saca su proverbial tesón para volver a erigirse en la ciudad ideal para vivir.

Sin embargo, los tiempos son de añoranza.

Monterrey nació en lo que ahora es la plaza Santa Lucía. Ahí, junto a unos ojos de agua, Diego de Montemayor, con 12 familias, fundó esta ciudad.

Como paso obligado para los viajeros entre el vecino país del norte y la ciudad de México, Monterrey adquirió una vocación comercial y de servicio, pero a partir de 1890, el entonces gobernador Bernardo Reyes le dio un impulso a la industria. Fue cuando nacieron algunas de las empresas que hoy son iconos de la ciudad, como Cervecería, donde surgió también quien sería el más importante empresario en la historia regiomontana, Don Eugenio Garza Sada.

Pero hasta hace unos 40 años, la ciudad era pequeña y apenas llegaba hasta el Hospital Universitario. Eran tiempos de trabajo y tranquilidad. Los regiomontanos de edad sólo recuerdan una balacera, ocurrida en el Salón Laredo, en 5 de mayo y Jiménez, entre policías y unos pistoleros de apellido Anaya, originarios de China, cuando era gobernador Arturo B. de la Garza.

Hoy son tiempos distintos, difíciles, pero la ciudad no dejará de celebrar hoy su 414 aniversario.

 

 

 

 

nyo

Comments

comments