‘Fiesta del Cine Mexicano’, 17 títulos a 20 pesos

CIUDAD DE MÉXICO.

Dos tipos de cuidado de Is­mael Rodríguez, Arráncame la vida de Roberto Schneider, El lugar sin límites de Arturo Ripstein o Sueño en otro idio­made Ernesto Contreras son sólo algunos de los títulos que formarán parte de la Fiesta del Cine Mexicano.

La iniciativa nació en oc­tubre del año pasado cuando algunos integrantes de la Cá­mara Nacional de la Industria Cinematográfica (Canacine) lanzaron la idea de dedicarle una semana al cine mexica­no, inspirándose un poco en lo que hacen países como Es­paña y Argentina.

Al encontrar el consenso y el apoyo de distintos sectores dentro de la industria cinema­tográfica, la Canacine, con el apoyo del Instituto Mexicano de Cinematografía (Imcine), de las distribuidoras, las exhi­bidoras, así como de algunas empresas, le dio luz verde a esta fiesta que pretende acer­car y estimular el consumo del cine mexicano al poner el precio de los boletos en 20 pesos en los distintos comple­jos de Cinépolis y Cinemex.

“La idea es acercar al pú­blico con el cine mexicano al programar películas de dis­tintos géneros y a un precio bastante accesible. Al ser la primera edición estamos a ciegas, pero va a ser la que nos ponga el piso para irnos más arriba los siguientes años.

“Espere­mos que nos vaya muy bien y que las siguientes ediciones puedan te­ner más publicidad para que la gente sepa, y vea cine mexicano.

“Esperamos que sea un poco como lo que sucedió con la primera edición del Tour de Cine Francés, que empe­zó muy bajito y año con año ha ido ganando cada vez más espectadores”, expresó en en­trevista Tábata Vilar, directora general de la Canacine.

Del 7 al 13 de septiembre se estarán proyectando en todo el país 17 producciones gracias al apoyo de las dis­tribuidoras de cine, quienes fueron las que sugirieron la programación.

En la Fiesta del Cine Mexi­cano también se verán las co­medias Ya veremos de Pitipol Ibarra, Más sabe el diablo por viejo de José Bojórquez, La boda de Valentina de Marco Polo Constandse, Hazlo como hombre de Nicolás López, Cuando los hijos regresan de Hugo Lara, A ti te quería encontrar de Javier Colinas y Prometo no enamorarme de Alejandro Sugich.

Se sumarán los dramas El día de la unión de Kuno Becker, Rojo amanecer de Jorge Fons, así como La región salvaje de Amat Escalante.

En el ámbito de la anima­ción se estará programando La leyenda del charro negrode Alberto Chino Rodríguez, la cinta de terror El habitante de Guillermo Amoedo y el do­cumental Hasta los dientes de Alberto Arnaut.

Yo creo que con los años y con las demás fiestas ire­mos afinando ese proceso de selección, pero ahorita las cintas pro­gramadas se eli­gieron con base en el sentir de los exhibidores y distribuidores, pues ellos son los que conocen al pú­blico y en función de eso de­cidieron la programación”, complementó Tábata Vilar.

Llama la atención que en esta ocasión la Academia Mexicana de Artes y Ciencias Cinematográficas (AMACC) no se sumó a la Fiesta del Cine Mexicano a pesar de que Ca­nacine eligió programar la cinta ganadora en 2018 del Ariel a Mejor Película, Sue­ño en otro idioma de Ernesto Contreras.

Según lo expresado por Tábata Vilar, la Canacine le hizo la invitación a la Acade­mia pero no aceptó participar.

“Como director celebro que mi película Sueño en otro idioma tenga la oportuni­dad de ser vista por más pú­blico. Como Presidente de la Academia te puedo decir que efectivamente recibimos la invitación y es la Asamblea de la Academia, que es el órga­no rector, la que decide si se participa o no. Hubo diferen­tes puntos de vista y se llegó a la conclusión de que no esta­ríamos como uno de los par­ticipantes principales, porque, cuando fuimos invitados, la selección de las películas, ya estaba hecha y no encontra­mos la forma de aportar algo.

Creímos que como Aca­demia no íbamos a poder aportar demasiado. Conver­sé con Tábata Vilar, le dije que contaba con nuestro apoyo para difusión y le dije que oja­lá pudiéramos colaborar de forma muucho más cercana y mucho más involucrada con la Academia para la siguiente edición”, acotó Contreras, ac­tual presidente de la AMACC.

Aunque aplaude la inicia­tiva, Mónica Lozano, produc­tora de Sueño en otro idiomaArráncame la vida A ti te quería encontrar, fue contun­dente al señalar que las pelí­culas del cine mexicano no sólo deben festejarse durante una semana.

“Celebro que sea la Ca­nacine la que esté promo­cionando esta iniciativa. Entiendo que hay un interés de abrir los temas. Sí creo que el poder adquisitivo del ma­yor número de personas es limitado y ésta es una gran oportunidad de que conoz­can nuestras propuestas cine­matográficas a un precio más accesible que lo que cuesta generalmente el cine.

Me parece muy bien que esté esta semana, pero tam­bién es insuficiente, es algo que hay que hacer de mane­ra permanente, pues no creo que el cine mexicano sea tema de una sola semana, sino de todos los días de año, en todos los horarios en todos los meses”, expresó Lozano a Excélsior.

A ese sentir se sumó el di­rector Alonso Ruizpalacios, ganador del Oso de Plata de la Berlinale por Mejor Guión de su cinta Museo, misma que se estrenará a finales de octubre.

Ojalá que fuera no una semana, sino un año de cine mexicano. Ojalá que (el pre­cio) sea un incentivo para que la gente voltee a ver eso y que se dé cuenta de que eso pasa todo el año, todo el año esta­mos estrenando películas, la cantidad de películas es cada vez mayor y cada vez son mejores y más interesantes”, acotó el realizador.

La Canacine eli­gió septiembre para lle­var a cabo la Fiesta del Cine Mexicanobásicamente por dos razones: una, porque es el mes patrio y la otra tiene que ver en que en en ese mes no hay tantos blockbusters (es­trenos de películas grandes estadunidenses) y se pueden programar mejor las cintas mexicanas.

Algunas distribuidoras le donarán parte de lo recau­dado a la Canacine para po­der realizar una segunda edición.

 

Excelsior

Comments

comments