¡Fatídico carreterazo!

Papantla, Ver.- Pareja de novios falleció la noche de este viernes en un horrible percance carretero que se registró a escasos dos kilómetros de la caseta de cobro de la autopista Tuxpan – Totomoxtle. Se presume que la colisión se derivó del exceso de velocidad con el que era conducido el vehículo donde viajan los hoy occisos.

Se trata de un vehículo de la marca Totoya, línea Corolla, color rojo, modelo 2006, marcado con las placas de circulación YJX-51-33 del estado de Veracruz. El cual era conducido por Julio César Guillen García, de 31 años de edad, con domicilio en el puerto de Veracruz, quien se desempeñaba como ingeniero en la planta de gas natural del puerto de Tuxpan.

Éste había salido de descanso a las 16:00 horas de ayer viernes y acompañado de su pareja sentimental, identificada como Aidé Guillén, salió con dirección al puerto de Veracruz. La joven de escasos 24 años, era recién egresada del Tecnológico de Veracruz. Ambos tenían planes de casarse muy pronto.

Se presume que Julio perdió el control del automóvil derivado del cansancio e invadió el carril contrario a gran velocidad, por lo que se impactó con un camión tipo Torton, de la marca Dina, modelo 1987, marcado con las placas de circulación 318-DF-3 del Servicio Público Federal, el cual iba cargado con más de diez toneladas de toronja.

El Corolla terminó destrozado, dejando miles de piezas de plástico y metálicas esparcidas por la cinta asfáltica, además de ropa, zapatos y otras pertenencias. Por otra parte el camión Dina terminó en el carril contrario, impactado sobre la barrera de contención y a punto de caer en un profundo barranco.

Al sitio arribaron paramédicos de Protección Civil, así como de Caminos y Puentes Federales, pero ya nada pudieron hacer por la pareja, quienes perdieron la vida al instante, sufriendo múltiples traumas en el cuerpo. Minutos más tarde arribaron oficiales de la Policía Federal, de la Policía Militar, así como personal ministerial de la Fiscalía General del Estado.

Cuando se realizaban las penosas maniobras para rescatar los cuerpos, mismos que quedaron atrapados entre los fierros retorcidos del vehículo compacto, arribó hasta ese lugar un amigo de la pareja, quien se identificó como Manuel Pacheco García, quien con lágrimas en los ojos reconoció los cadáveres de sus amigos.

Comments

comments