Este es el mapa más antiguo que se tiene sobre Tenochtitlan, hoy la Ciudad de México!

Mapear un territorio, al igual que nombrar algo, lo dota de realidad, de existencia. De entre los planos cartográficos que sobrevivieron la Conquista de México, el conocido como Mapa de Nuremberg, realizado en 1524, es el más antiguo que sobrevive, y es además de una valiosa obra de arte, un documento que atestigua la grandeza de la capital mexicana en el siglo XVI y le da vida para los ojos del México moderno.

A pesar de que sí existieron mapas de México previos a la llegada de los conquistadores europeos, ninguno de ellos sobrevive, y los registros cartográficos más antiguos que se tienen son europeos, o adaptaciones europeizadas realizadas por la población local del México de la Colonia.

Este hermoso plano, conocido popularmente como Mapa de Nuremberg, se llama así porque es parte de un libro, que fue escrito en latín e impreso en la ciudad alemana de Nuremberg, que compilaba cartas de Hernán Cortés al Emperador Carlos V y que, a manera de apéndice, incluía este mapa, basado en planos anteriores, realizados por Cortés o por los mismo pobladores mexicas.

El mapa incluye dos imágenes principales: una que describe el Golfo de México, y otra que describe Tenochtitlán, nombrada ahí como “Temixtitan”. Visto a detalle, este bello documento, con todo y las inexactitudes propias de su época, indica lugares que aún hoy existen en nuestra enorme metrópolis: el Bosque de Chapultepec (cuyo lago es atravesado por un acueducto), la zona que hoy es Coyoacán (adornada con una bandera que ostenta el escudo de la casa real de los Habsburgo) y una zona, llena de piedras que, indica el área del Pedregal de San Ángel.

Finalmente, en el centro de todo, se encuentra lo que hoy es el Centro Histórico de la ciudad y que entonces era el corazón de Tenochtitlán, representado por un Tzompantli (altar decorado con cráneos)

 

Comments

comments