Era de San José la ejecutada

VENUSTIANO CARRANZA, PUE.- A pesar del fuerte hermetismo del caso de la mujer hallada muerta en el camino a Palmitas, se logró saber que ya fue identificada por sus familiares y, a pesar de que habían pasado cinco días de su desaparición, no habían presentado la denuncia correspondiente.

Información recabada por este medio de comunicación detalla que la hoy occisa llevaba por nombre Jessica Romero Lechuga, tenía 20 años de edad y vivía en las inmediaciones de la comunidad de San José, ubicada muy cerca de Palmitas.

Extraoficialmente se recabaron datos de que Jessica presentaba al menos dos impactos de bala en el cráneo, según lo arrojado por el resultado de la autopsia practicado al cadáver en el anfiteatro Rafael Burgunder, de Xicotepec de Juárez.

Asimismo, ha trascendido en los medios policíacos que la finada laboraba en diversos bares de la localidad sin tener un empleo fijo en alguno de estos establecimientos, por lo que hasta ahora las investigaciones no tienen un indicio concreto respecto al móvil del crimen de la jovencita, de quien incluso se dice que también llegó a trabajar en un restaurante.

Como se recordará, la mañana del pasado sábado 26 de mayo las autoridades fueron alertadas sobre la presencia del cadáver de una mujer tirado en una brecha ubicada a unos 300 metros, a un costado de la autopista México-Tuxpan, tramo que conduce al municipio de Tihuatlán.

Agentes ministeriales, policías municipales y estatales iniciaban las primeras indagatorias sobre el hallazgo, pero hasta ese momento no se tenían datos sobre su lugar de origen y menos su identidad, ya que entre sus ropas no portaba ningún documento personal ni celular.

Sin embargo, la noticia ya había corrido como reguero de pólvora y familiares de Jessica empezaron a preguntar en las corporaciones policiacas, lo que las llevó hasta la Fiscalía de Metlaltoyuca, donde les indicaron que el cuerpo de una mujer no identificada había sido trasladado al anfiteatro, donde finalmente confirmaron que se trataba de su familiar Jessica Romero Lechuga.

Mientras tanto, las autoridades ahondan las investigaciones para tratar de dar con el presunto criminal.

 

Comments

comments