En Filomeno Mata, jovencita cae de la Rueda de la Fortuna

Filomeno Mata, Ver.- Cuando apenas comenzaban a disfrutar de los juegos mecánicos, un par de jovencitas que minutos antes habían pagado para subirse a la rueda de la fortuna y que a una de ellas que llevaba el pelo largo le indicaron que se lo amarrara e hizo caso omiso; cuando el aparato comenzó a subir e iban a una altura aproximada de cinco metros, empezaron a mecerse de tal manera que a la del cabello largo, se le enredó en el asiento, provocando que su acompañante -que resultó ser su prima- cayera al vacío, quedando, la del cabello enredado, colgada y agarrada al tubo del asiento.

Sobre los hechos, se indicó que estos se suscitaron a las 21:10 horas del pasado sábado, en las instalaciones de los juegos mecánicos “Atracciones Vega”, de acuerdo a Mateo García Vázquez, de 25 años, campesino y testigo ocular, quien citó ante las autoridades que las dos señoritas abordaron la rueda de la fortuna, donde el cobrador les dio indicaciones de que se enreden o amarren bien los cabellos, estas estaban jugando e hicieron caso omiso de las indicaciones, cuando de repente, una de ellas se aventó y la otra, se quedó atorada de los cabellos con los cables de la rueda de la fortuna, agarrada del pasador del asiento para no caer.

Cabe citar que la jovencita que cayó -de quien se desconoce su nombre- antes de llegar al piso, fue amortiguada por un nylon que un comerciante tendió; por lo que ella resultó con una herida en el glúteo y probable lesión en el pelvis o columna vertebral, siendo llevada en forma inmediata al nosocomio de Entabladero para su valoración médica.

De inmediato se dio parte a los elementos de la Policía y Protección Civil, quienes acudieron a brindar el apoyo a quien se encontraba colgada de los cabellos, procediendo a cortárselo para que pudiera zafarse, esta fue identificada como María Lizbeth Márquez Gómez de 15 años.

Así mismo, se procedió a la clausura de la rueda de la fortuna, en tanto la encargada de los juegos, Gloria Díaz Hinojosa, firmó un acuerdo ante la síndica única, donde se compromete a pagar los gastos que se ocasionen las lesiones de las dos señoritas.

Comments

comments