Corriente del río Cazones arrastra cadáver

La corriente del río Cazones arrastró un cadáver y este quedó atorado entre unas ramas a la altura de la comunidad El Palmar, Tihuatlán.

Hasta el momento se desconocen más detalles toda vez que los restos mortales no han podido ser rescatados pues se encuentran a la mitad del río y por la creciente es imposible sacarlo.

Autoridades presumen que tras las recientes lluvias que dejó el huracán Katia, dicha persona cayó al afluente y fue arrastrado.

“Ya no se conoce, los zipilotes ya casi se lo acaban”, dijo uno de los dos pecadores que localizó el cuerpo.

Tanto en la comunidad El Palmar como en varios poblados vecinos, no se tiene reporte de personas desaparecidas.

Comments

comments