Comida mexicana, una tradición que nos identifica

La comida mexicana  fue declarada Patrimonio Inmaterial de la Humanidad en el 2010 y no necesitamos explicar mucho sino solo decir simplemente su sabor es inigualable. Pero, ¿a qué se debe esta diversidad de sabores y platillos? Empecemos por señalar que la comida mexicana actual es el resultado de la combinación entre ingredientes de origen tanto prehispánico como europeo.

Respecto a la cocina europea, sus principales aportaciones fueron algunas especias, té, distintos tipos de ganado y productos derivados de los mismos como leches y quesos. Cabe mencionar que, a su vez, la gastronomía de Europa se había enriquecido considerablemente de productos de origen mediterráneo y que tiempo después, potenció su gastronomía con el maíz, cacao y demás básicos de la dieta precolombina.

La cocina tradicional prehispánica se enriqueció con los ingredientes europeos y viceversa, sin embargo, aunque esta diversificación continúa, alimentos como el maíz o los chiles siguen siendo la base de nuestra dieta y con ellos se pueden crear platillos como la cochinita pibil  o el pozole. Por otra parte, hay platillos que por distintos motivos pueden llegar a desaparecer -como el ahuautle- si no logramos rescatarlos.

Comments

comments