Cobran sin trabajar

El Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) otorgó 3 millones y medio de incapacidades médicas durante el lapso comprendido del 2012 al 2014, lo que representó 150 mil días de inasistencias de personal y pérdidas económicas para las empresas por más de 2 mil millones de pesos.

Ante la gigantesca cifra de incapacidades otorgadas por médicos del IMSS, la institución comenzó a aplicar un esquema más riguroso para su autorización, a fin de evitar que se incurriera en actos de corrupción, al conceder este beneficio a trabajadores que no sufrieran ningún padecimiento, ya que con ello se propicia un marcado ausentismo laboral que inhibe los estándares de productividad.

Sin embargo, algunos dirigentes sindicales han cuestionado esta medida, pues consideran que solo se trata de un pretexto para restringir el acceso de los trabajadores a los servicios de salud, que cada vez son más limitados.

Comments

comments

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Acceso a La Opinión Digital


Recuperar contraseña