Avión cayó en picada porque copiloto quería fumar

Un copiloto que fumaba un cigarrillo electrónico en la cabina de un vuelo de Air China provocó que el avión cayera repentinamente 6.000 metros, cuando apagó por error su sistema de aire acondicionado.

Un alto funcionario de la Administración de Aviación Civil de China (CAAC) dijo a los reporteros este viernes que, sin notificar al piloto, el copiloto estaba tratando de apagar los ventiladores de recirculación de aire para evitar que el vapor de su cigarrillo electrónico se propagara a la cabina de pasajeros.

Sin embargo, manipuló los interruptores incorrectos, que estaban cerca de los que debía usar, lo que provocó una caída en los niveles de oxígeno que activaron las advertencias de altitud.

Qiao Yibin, funcionario de CAAC, prometió “castigos severos de acuerdo con las leyes y regulaciones”, si la conclusión final del regulador sobre el incidente coincide con su hallazgo inicial.

Air China despidió a toda la tripulación de la cabina de vuelo y lea sugirió este viernes en un comunicado a la CAAC que revoque sus licencias de piloto al completar su investigación.

El vuelo CA106 de Air China, en ruta desde Hong Kong a la ciudad de Dalian, al noreste de China, descendió de más de 10.000 metros a menos de 4.000 metros en menos de nueve minutos, este martes. Ello, poco después de alcanzar altitud de crucero, según datos de GPS del teléfono compartidos con CNN por un pasajero a bordo.

El avión Boeing 737 transportaba 153 pasajeros y nueve tripulantes en el viaje de tres horas y aterrizó con seguridad en Dalian, dijo CAAC este jueves.

Citando fuentes anónimas de la industria, múltiples medios estatales chinos informaron anteriormente que, después de la abrupta caída de altitud, el avión eventualmente volvió a subir a alrededor de 7.500 metros y voló a su destino con un nivel de oxígeno inferior al adecuado en la cabina.

La pérdida rápida de la presurización de la cabina puede ser mortal. En 2005, un vuelo de Helios Airways desde Chipre a Grecia se estrelló en colinas cerca de Atenas, matando a las 121 personas a bordo. Una pérdida de presurización de la cabina había incapacitado a la tripulación, dejando que el Boeing 737 volara en piloto automático hasta que se quedó sin combustible.

En un video del vuelo CA106 obtenido por Beijing News, se ve a una azafata caminando por el pasillo para controlar a los pasajeros, algunos de los cuales se ponían máscaras de oxígeno en respuesta a un anuncio pregrabado en chino e inglés pidiéndoles que lo hagan.

Hoby Sun, el pasajero que proporcionó los datos de altitud de vuelo a CNN, dijo que todos estaban tranquilos cuando cayeron las máscaras de oxígeno.

“No pensé demasiado en eso en ese momento, no sabíamos qué estaba pasando, ni tampoco los asistentes de vuelo”, le dijo a CNN este jueves.

“No estoy físicamente herido, pero el impacto psicológico persiste. Cuando cierro los ojos, veo las máscaras de oxígeno colgando delante de mí”, agregó Sun.

Air China, con sede en Beijing y miembro de la red global Star Alliance, tiene una flota de más de 600 aviones. El año pasado, la aerolínea y sus filiales transportaron 102 millones de pasajeros en seis continentes, según las estadísticas de la compañía.

Su último y único accidente fatal fue en 2002 cuando un avión Boeing 767 se estrelló contra una colina cerca de Busan, Corea del Sur. Murieron 129 de las 166 personas a bordo.

CNN

Comments

comments