A todo vapor la reforestación

ÁLAMO, VER.- Prosigue exitosamente el programa de reforestación, toda vez que en el auditorio de Chapopote Núñez se entregaron trescientos árboles a la escuela Josefa Ortiz de Domínguez, que se suman a los miles que de enero a la fecha se han entregado sobre todo a las escuelas, para que los arbolitos sean sembrados en las áreas perimetrales.

Con estas acciones se pretende cubrir áreas antes boscosas, con la finalidad de que las lluvias sean tan frecuentes como lo eran cuando existían las grandes arboledas de antaño, ya que en algunas comunidades el agua escasea sobre todo en las temporadas de estiaje.

El gobierno de Jorge Vera Hernández, por medio de la Dirección del Cuidado del Medio Ambiente, sembrará veinticinco mil árboles maderables en toda la municipalidad, y para eso es necesario que la población adquiera mayor conciencia ecológica para que aprovechen la ladera, el arroyo o el perímetro de las parcelas o pastizales para sembrar árboles que mejoren el ciclo climático perdido por la tala irracional.

La idea consiste en sembrar los árboles y cuidarlos para que tengan un óptimo desarrollo, dijo Benito Charnichart Hidalgo, director de la dependencia municipal, quien indicó que los niños y jóvenes se van a encargar de regarlo regularmente.

La siembra y cuidado de árboles maderables en todo el territorio municipal impedirá la erosión del suelo y atraerá las lluvias que tanto se necesitan para las labores agrícolas y para el sustento de los pobladores, logrando la sustentabilidad plena en materia de agua en el subsuelo.

Comments

comments